Guía de medicina natural Carlos Kozel Solamente las hojas verdes,


Guía de medicina natural Carlos Kozel
Solamente las hojas verdes, dadoras de vida y de los productos
naturales que proceden de ellas, tales como las frutas, las hortalizas,
las legumbres, los cereales, etc., llenan de fuerza y de energía el cuerpo
humano y lo reconstruyen correctamente. Siendo así, y teniendo en
cuenta las leyes que en la creación fueron impuestas al cuerpo humano,
así como la dirección de la Naturaleza, vemos que Dios ordena a
hombres y animales, como ya dijimos mas arriba, comer Únicamente
estos productos naturales que provienen de la hoja verde:
"Y dijo Dios: He aquí os he dado toda hierba que da simiente, que
está sobre la faz de la tierra; todo árbol en que hay fruto de árbol que
da simiente, se ha para comer. Y a toda bestia de la tierra, y a todas
las aves de los cielos, y a todo lo que se mueve sobre la tierra en que hay
vida, toda hierba verde le será para comer: y fue así". (Génesis
1 :29-30).
En un principio vivirá el hombre exclusivamente de frutas y bayas
crudas y nueces. Pero tras la caída en el pecado, el Señor añadió a la
comida del hombre verduras, cereales y legumbres. Con esta alimentaci6n
el hombre, como se ha dicho anteriormente, pudo alcanzar edades
cercanas a los mil anos.
Al hablar de la hoja verde no nos referimos solamente a una hoja
verde propiamente dicha de los árboles frutales, sino también a la hoja
verde de todos aquellos árboles, arbustos y plantas que producen frutas,
nueces y bayas para el hombre, incluyendo además la hoja verde de las
verduras, legumbres y hierbas, así como de las diversas clases de cereales,
tales como el trigo, la cebada, la avena, el centeno, el arroz, etc.
Todas éstas producen productos alimenticios llenos de valor para
el hombre, no importando sean hojas de árboles, arbustos, verduras,
hierbas, u otras clases de plantas. Todas las sustancias que el hombre
necesita para alimentar el constante proceso interior de combustión y
para la reconstrucción de los tejidos de su cuerpo, se hallan contenidas
con todo su valor en la hoja verde.
Entre las hojas verdes, están también las de los prados y campos de
pasto que proporcionan al ganado todos las sustancias que necesita para
el proceso interior de combustión, para el movimiento, esfuerzo, y
también para el desarrollo y reconstrucción del cuerpo. Entre esas hojas
verdes de los prados se encuentran muchas plantas curativas.
Fuente: Guía de medicina natural
Autor: Carlos Kozel