Guía de medicina natural - Carlos Kozel MANGANESO


MANGANESO
Al igual que las sustancias minerales mencionadas hasta aquí, también
el manganeso tiene una misión que cumplir en el organismo humano
por mandato de Dios. Su tarea es obrar junto con el hierro, cuya
importancia ya ha sido puesta de manifiesto. Esta perfectamente comprobado
que el manganeso en unión con el hierro produce sobre la
sangre efectos favorables para la salud y el bienestar general del organismo.
Las plantas que contienen manganeso son: el amargón (diente de
león), las hojas de nogal y el tusílago.
FOSFORO
El insomnio y los dolores de cabeza son la causa frecuente de la
falta de fósforo. El agotamiento proviene también de una carencia de
fósforo. Nuestro cerebro y nuestros nervios necesitan constantemente
recibir fósforo para su perfecto funcionamiento.
Contienen fósforo las plantas siguientes: et amargón (diente de
león), el comino, las hojas de sauce, el hinojo, la bolsa de pastor o
mastuerzo, cl tusilago, la salvia, l a manzanilla, la bellorita, el gordolobo,
las hojas de abedul y la coclearia.
Contienen fósforo las verduras y frutas siguientes: el perejil, el
maíz verde, el apio, el rábano silvestre, etc.; las nueces, las almendras,
las avellanas, los piñones, las castañas, la manzana, el limón, la mandarina,
la naranja, el higo, la grosella, el membrillo, la pera, el mango, la
mora, la sandía, el melocotón, la lima, el fresón, el dátil, la cereza, la
aceituna, la papaya, la piña tropical, el pomelo, la ciruela, la granada, el
melón.
l YODO
l No hablamos de la tintura de yodo de farmacia, que tiene un
efecto nocivo, sino del yodo natural de las plantas que tiene que cumplir
también una tarea bien determinada en el organismo humano. El
yodo es muy importante para las glándulas de secreción interna que no
trabajan lo suficiente, es también un valioso preventivo de las paperas.
Además, evita el rápido envejecimiento de los tejidos y constituye un
poderoso auxiliar para que hombres y mujeres puedan pasar el Rubicón
de la edad crítica sin trastornos ni molestias.
Contienen yodo las plantas siguientes: el muérdago, la grama, el
musgo de Islandia y los berros.
Encontramos yodo en las frutas siguientes: piña tropical, fresón,
pera, uva, membrillo, manzana, etc.
Fuente: Guia de medicina natural
Autor: Carlos Kozel